sábado, 9 de diciembre de 2006

EL INCREÍBLE PRESIDENTE DE NEWELLS

NOTICIAS
INFORMACIÓN GENERAL
Los negocios del señor López

Su club esta en rojo, tiene millonarias deudas bancarias.maneja radios y es dueño de un diario. Influencias y cheques voladores.Eduardo López es el presidente de Ñuls desde 1994 y quiere quedarse hasta el 2012.Para algunos, es el gran candidato a ser el numero dos de la AFA, a la sombra de de unos de sus mentores, Julio Grondona.Tambien tiene llegada directa al Poder Judicial y político de Rosario.Y es el hombre más influyente en los medios de comunicación de Rosario.Se mueve por la s calles flanqueado por dos guardaespaldas y maneja un exclusivo Mercedes Benz.Los entrevistados por NOTICIAS para esta nota pidieron estricta reserva de identidad. Lopez asusta. Intimida.“Apagá todo y bajame la persiana, ahora!”.La orden de Miguel Tardío fue tajante, pero el portero del diario “El Ciudadano” de Rosario se negó a acatarla.”¿No escuchaste?”,exclamó el emisario de Eduardo J.Lopez.El portero ni se inmutó. Se comenta que terminó preso en la Seccional 2.Y el diario, claro, cerrado. Aunque por unas horas.El episodio sirve para graficar el modus operandi de Lopez.El “binguero” como se lo conoce gracias a la fama(y los billetes) que supo conseguir administrando dos salas de juego, maneja el diario “EL Ciudadano”, segundo en importancia de la ciudad. El 14 de setiembre pasado, López instruyó a Tardío para que cerrara el matutino y 60 periodistas quedaron en la calle.La historia del periódico está emparentada con el poder del presidente de Newells.El diario fundado por Orlando Vignatti en 1998,comenzó a ser manejado por López en el 2000 con un contrato de gerenciamiento, hasta que se hizo cargo en forma definitiva, en el 2002.Visitó la redacción por primera (y única) vez hace 5 años.”Vengo a hacer periodismo. Este no va a ser un diario deportivo” comentó ante la redacción. Nombró a Miguel Tardío(ex jefe de personal de uno de los bingos de López)como director periodístico y se dedicó a controlar las tapas de las ediciones.El diario, que el mismo día de su cierre fue insólitamente reabierto, es deficitario desde que nació. Las líneas de teléfono funcionan “cuando quieren”, las computadoras apenas cargan un Windows 95 y los periodistas se movilizan a bordo del único móvil que hay. Ademas, se dice que las deudas por aportes patronales y de obra social superarían los cuatro millones de pesos. Pero la decisión de cerrarlo en septiembre no fue económica, sino política.ROJO EN ALZA.Eduardo J.(por José, segundo nombre que odia)López, fumador empedernido e histórico barbudo, es uno de los principales clientes del Banco Municipal de Rosario y también uno de sus máximos deudores. A principios de este año, López debía un millón de pesos. Ahora esa cifra se duplicó. Ante esto, a los directivos del banco no les quedó otra alternativa que cerrarle el grifo al presidente de Newells.Fiel a su estilo, López redobló la apuesta. Apuntó contra el intendente socialista de Rosario, Miguel Lifschitz, quien toma todas las decisiones que afectan al banco local.”Lifschitz sin aliento, tu gobierno es una mentira” pudo leerse en una bandera gigante colgada en una de las tribunas del estadio de Newells.Justo en tiempos electorales. El trapo estaba en un lugar estratégico y todo hacia pensar que lo había puesto la hinchada.Los hinchas de Newells son comandados por “El Pimpi”. El presidente sabe que puede contar con él cada vez que lo necesita. Hasta para hacer relaciones publicas: en ocasión de un Congreso Evangelico que se desarrolló en el microestadio del club rosarino, fue “El Pimpi” en persona quien negoció el alquiler del lugar.La principal virtud de Eduardo López es saber rodearse de gente influyente”aunque ya no le queden ni los incondicionales”dicen en la oposición de su club. Ademas de tener aceitados contactos en la hinchada, el presidente de Newells puede jactarse de ser amigo de Julio Grondona, el presidente de la Asociación del Fútbol Argentino(AFADe hecho, Grondona en persona fue quien gestionó un periodo de gracia para que Newells pudiera pagar los 650.000 dolares que le debia a Libertad de Paraguay por la mitad del pase del arquero Justo Villar.Amigos son los amigos.PERFIL BAJO.El poder del presidente de Newells se construye en las sombras. No es un personaje publico y se recluye en su chale reciclado de la calle Milan.Además, Lopez tiene un bunker: el céntrico Hotel Riviera.Alli realizó la conferencia de prensa en la que presentó como entrenador de Newells al chileno Juvenal OlmosAlli se junta todos los días con un periodista del diario “El Ciudadano” para decidir los temas de la tapa de la edición del día siguiente. En el lobby del Riviera suele negociar los contratos de los jugadores y atender a los periodistas del diario “La Capital”, sobre cuyos contenidos deportivos influye de manera decisiva. Fue gracias a ese periódico y a través de Orlando Vignatti(uno de los accionistas del Multimedios La Capital, que incluye el diario y una radio, LT8)que López se vinculó con otros dos pesos pesados de los medios nacionales: los mendocinos Jose Luis Manzano y Daniel Vila.Mario Nudenberg también conoce de memoria el Riviera.Ademas de considerarse amigo de Lopez, Nudemberg es el histórico apoderado de la UCR rosarina y ganó fama por su rol durante la renovación de la justicia local luego de la dictadura. Esa amistad dio lugar a sospechas cuando trascendió el nombramiento como jueza provincial de Faltas de Liliana Puccio, relacionada sentimentalmente con López.Si bien Eduardo Lopez acumula varias causas judiciales en su contra, jamás pisó una carcel. Y muchos se atreven a predecir que nunca frecuentará esos lugares. La oposición política en Newells, por caso, denunció ante la Inspección de Personas Jurídicas, las irregularidades en el mandato del presidente.”En el club no existen los padrones oficiales. Puede venir un juez y sacar a López en cualquier momento”aseguran los denunciantes. Entre las pruebas que esgrimieron ante la Justicia, habría documentos que constan el ingreso de 10.000 socios en un solo día del 2001 y la desaparición de 20.000 números de socios (que van entre los 180.000 y 200.000.”López es el único presidente de facto que queda en el país”, lo definió Rafael Bielsa, el canciller-candidato. El periodista Eduardo Van Der Koy también fue directo: “Recien cuando se vaya, el club asistirá a su refundación”Hoy, con López al mando, Newells pierde casi un millón de pesos por mes. A los jugadores llegaron a deberles siete meses de sueldo y los juveniles no tenían dinero para concurrir a las practicas. Al presidente también le resta cancelarle al plantel el millón de dólares que prometió por lograr el campeonato del 2004.Pero las fuentes de ingresos de Eduardo López-todo indica-están secas. Cerrado el bingo, clausurada la céntrica estación de servicio desde que la que vendía combustibles (sin marca), al presidente le falta efectivo. Tiene una sola “joya de la abuela” para vender, con nombre y apellido: Ariel Ortega.La reciente aparición publica en “LA Ultima Palabra” el programa de Fernando Niembro, habria sido una operación publica para posicionar al jugador y llamar la atención del único comprador que aparece en el horizonte, River.Con 2,5 millones de dolares, López estaría hecho y pondría ¿ en orden? sus cuentas.Aquella entrevista del presidente de Newells(sumada a otras radiales)llamó la atención porque López es reacio a darlas. Asi lo puede probar NOTICIAS.Esta revista se comunicó varias veces(tres) telefónicamente con dos de sus principales allegados, uno del club y otro del diario.”Lo veo demasiado difícil”, se excusó uno. El otro, directamente, cortó de forma abrupta la comunicación. Lopez ya no tiene ganas de hablar.Hombre de obsesiones y carácter fuertísimo suele “ningunear” a sus interlocutores. Y trasladar todo al campo de la pelota.Como cuando le preguntó a un periodista cuanto dinero necesitaba para trabajar con él.”Te llamé porque vos fuiste el único que jamás me pidió plata para publicar algo” le dijo. Del otro lado salió una cifra. Y una contraoferta de Lopez.Era un periodista pero podía tratarse de un jugador de futbol. O un hincha fanático de su club. El presidente de Newells trata a todos de la misma manera. O directamente, no los trata.


ALEJANDRO CASAR GONZALEZ